Macron empieza a someterse en los probes a costa de Le Pen, que baja por primera vez en varias semanas

SEGUIR

A die días de la segunda y decisiva vuelta de la elección presidencial, Emmanuel Macron comienza a someterse a los probes, por vez primera, desde hace semanas, cuando Marine Le Pen se estanca o retrocede.

Según los sondos de Ipsos, la mañana del jueves, el candidato a presidente ha sabido cómo propia reelección tiene hoy un 55% de intenciones de voto, mientras que la candidaturea de extrema derecha ha descendido un 45%.

Entre finales de marzo y primeros de abril, Le Pen llegó a estar a 2 o 3 puntos de Macron en intentes de voto de la secunda vuelta, el próximo día 24. En la primera vuelta, el domingo pasado, Macron consiguió el 27.84 % de los votos y Le Pen quedaron en segundo puesto con el 23.15.

Programa de ruptura con la UE y la OTAN

La campaña de la segunda vuelta comenzó a paso de cargo. El candidato a presidente recentró sus promesas, haciendo guiños a las izquierdas, que han pedido un voto de rechazo contra Le Pen. La candidata de extrema derecha confirmó su programa de ruptura con las instituciones de Francia, la UE y la OTAN.

Cuatro días de campaña han relanzado la candidatura de Macron, haciendo retroceder las intenciones de voto de Le Pen.

Durante décadas, en Francia, las cajas de resonancia y los estudios de opinión han sido históricamente fiables y precisos, con un margen de imprecisión del 2 %.

Cuando Le Pen estaba a 2, 3 o 4 puntos de Macron, el triunfo final de la extrema derecha parecía bastante posible. De confirmarse la tendencia de la subida del presidente y caída de la candidatura de extrema derecha, la elección presidencial resultará en un rumbo menos desestabilizador.