Un 12% de conductores confiesan que usan el móvil para mantener reuniones ‘online’ al volante

SEGUIR

Hablar por teléfono, perderse en sus pensamientos o desviar la vista de la carretera son algunas de las conductas peligrosas que confiesan los conductores, y que pueden llegar a ocasionar la pérdida del control del vehículo. Pero una de las conductas más peligrosas que confiesan a los europeos respecto a su comportamiento al volante es lade mantener reuniones ‘online’. Sus datos recogidos en el Barómetro de la Conducción Responsable de Autoroutes de la Fundación Vinci, realizado por Ipsos entre una mayoría de 12.400 personas de 11 países europeos. Un estudio que permite seguir un seguimiento de la evolución de los comportamientos de riesgo y de las buenas prácticas para contribuir a orientar lo mejor posible los mensajes de prevención.

Según los resultados de la encuesta, el 82% de los conductores europeos observó que a veces pierden de vista la carretera con una duración de más de 2 segundos (+6 puntos; 77% de los españoles), lo que, a 130 km/h, equivale para recuperar al menos 72 metros «a ciegas».

El 75% de los europeos utilizan el teléfono al volante, lo que engloba todo tipo de uso, incluida la utilización del GPS (62% de los españoles). En España, el 55% confiesa utilizar para hacer llamadas de teléfono, un 46% utilizando el sistema de manos libres, y un 13% sujetándolo con la mano. El 14% reconoce que lee o envía mensajes mientras conducen, e incluso un 12% lo utiliza para mantener reuniones de trabajo al volante.

Otro factor de riesgo importante es la somnolencia. El 42% de los conductores europeos (28% de españoles) confiesan que siguen utilizados aunque están muy cansados ​​porque se ven obligados. El 12% han sufrido o han estado a punto de sufrir un accidente por este motivo.

El barómetro también detecta que la agresividad y las conductas incívicas siguen estando presentes en la carretera. El 51% de los españoles declaran que insultan a otros conductores, y el 88% aseguran que alguna vez han sentido miedo por el comportamiento agresivo, y el 19% demostró que se bajan del vehículo para discutir.

La electrificación consiste en modificar el comportamiento de los conductores. Según el barómetro, El 51% de los propietarios europeos de coches eléctricos utilizan más el freno motor y frenan gradualmente para recargar la batería; el 47% está más atento a los demás usuarios de la vía, especialmente a los peatones y ciclistas, y el 35% hace más descansos en ruta aprovechando el tiempo para recargar el vehículo.

Según Bernadette Moreau, Delegada General de la Fundación VINCI Autoroutes “Atraídos cada vez por más externos y con una falsa sensación de seguridad producida por los inteligentes equipamientos, los conductores se olvidan de una norma fundamental: al volante, hay que mirar a la carretera y prestar una atención total al entorno vial para poder reaccionar en cualquier momento ante un suceso impredecible. Este requisito es absolutamente incompatible con la pérdida de atención que provocan las conversaciones telefónicas, el cansancio y todas las distracciones que hacen perder de vista la carretera y provocan desprecios. Los dramáticos accidentes que sufrieron cuatro agentes de autopistas en las últimas semanas son la implacable y terrible demostración de ello”.

Precisamente acerca del comportamiento de los conductores en autopista, el informe refleja que àunque la mayoría de los usuarios los denuncian, ciertos comportamientos peligrosos siguen estando muy extendidos. Así, el 60% de los conductores europeos no respeta la distancia de seguridad (+4; 52% de los españoles); El 53 % se olvidan de poner el intermitente para adelantar o cambiar de dirección (+2; 53 %); El 52% circula por el carril central de la autopista aunque el derecho esté libre (+2; 53%); y el 34% avanzan por la derecha en la autopista (+4; 39%).

Según reflejan las estadísticas el incumplimiento de las normas pone en peligro a los trabajadores de las autopistas. Como ejemplo, desde el 1 de enero de 2022, cuatro patrulleros ingleses han perdido la vida en las autopistas francesas mientras llevaban a cabo su misión. Desde los medios de comunicación, más vehículos de intervención posteriores arrollados cada semana en la roja de carreteras de peaje de Francia. En 3 de cada 5 casos, la causa de estos accidentales es la somnolencia o la distracción del conductor involucrado.

Gran parte de estos accidentes registrados en las vías de alta velocidad se deben a que solo el 54% de los conductores europeos olvidan reducir la velocidad de aproximación a una zona de obras (+3; 52% de los españoles), y el 19% han invadido alguna vez la zona de frenado de emergencia o el arco de la carretera debido a momente de dstracción o adormecimiento (+4; 18%).