El Ayuntamiento de Vilassar de Mar organiza una ‘yincana sexual’ con menores

Escándalo sexual en Vilassar de Mar (Barcelona). El pasado 22 de julio el Ayuntamiento de esta pequeña población costera, gobernado por ERC, organizó una yincana popular de dos horas destinada a jóvenes de entre 12 y 30 años. Lo que en un principio iba a ser una actividad grupal divertida, terminó convirtiéndose en una auténtica pesadilla para alguno de los menores presentes, repleto de actividades de índole sexual y una temática ‘porno’ muy limpia.

Cuando los niños contaron a sus padres en qué habían consistido las pruebas, estos no pudieron creer lo que escuchaban. Según apuntan varios testigos recogidos por ‘La Vanguardia’, una de las actividades consistía en colocar un conservativo con la boca en un platano, untarlo con miel y lamerlo. Otra de las pruebas -de la que el Ayuntamiento no ha dudado en presumir en redes sociales- consistía en emular posturas sexuales del ‘Kama Sutra’, el antiguo libro hinduista que trata sobre el comportamiento sexual humano.

La ‘yincana sexual’ ha provocado una ola de indignación en todo el municipio y son muchos los padres de los menores implicados los que ahora se plantan denunciar al Ayuntamiento ante la Fiscalía de menores.

El Ayuntamiento no se retracta

Esta mañana el gobierno municipal ha emitido un comunicado en el que ha defendido la actividad y la ha justificado desde “el punto de vista educativo”. El sexo, añadía el escrito, es un tema que despierta el interés de la juventud “pero disponen de pocos lugares donde hablar de ello”.

Una de las pruebas consistía en fabricar pene y una vagina de plastilina instagram del ayuntamiento

Además, el Ayuntamiento de Vilassar de Mar ha manifestado que los jóvenes consumen pornografía “desde una edad muy temprana” y con esta clase de dinámicas “buscan evitar” que se construyan un “imaginario sexual” con actitudes propias de la industria, a las que tildan de “machistas, violentas y poco saludables”.