“Biden ha hecho una gran traición a la causa de Venezuela”

SEGUIR

El primero en alzar la voz en Washington contra la reanudación de los contactos directos entre la Casa Blanca y Nicolás Madurofue y el senador republicano Marco Rubio (Miami, 1970). Ante el secretismo de la presidencia estadounidense, que envió a Caracas a delegación encabezada por Juan González, el máximo asesor de Joe Biden por América Latina, Rubio detectó de que negociar las sanciones al crudo venezolano con el chavismo suponía darle oxígeno a Maduro y menoscabar a la oposición, a aquellos directos no informados Washington del viaje. Ahora la Casa Blanca sostiene que uno de los principales motivos de este viaje era liberar a dos presos estadounidenses en Venezuela, y no sólo negociar las sanciones al crudo. En una conversación con un reducido grupo de periodistas, el senador Rubio dijo el miércoles en Washington que la crisis en Rusia ha creado, había pedido disculpas al equipo de Biden por un acercamiento a Maduro que en realidad planificó fuera de tiempo.

¿Puede el crudo venezolano solicitar un embargo ruso?

Obviamente hay una gran preocupación de mi parte, ha habido un gran rechazo secretos por parte de la administración Biden a acercarse a Maduro. No tiene absolutamente nada que ver con el petróleo. Cuando estábamos importando petróleo ruso eran más o menos 200.000 barriles al día. En su totalidad, lo que Venezuela produce en este momento para exportación que ya está 100% comprado, son 700.000 barriles al día, y es un incremento grande sobre lo que estaban haciendo antes, pero no llegan ni aproximarse los tres millones que estaban haciendo hace años por varias razones que usted conoce bien, porque la industria petrolera de Venezuela está corrupta, está administrada por personas que son incompetentes, ya que todos los ingenieros y las personas que saben de la industria han abandonado el país hace tiempo. No tienen capacidad de afectar el costo del crudo aquí en EE.UU.

¿Qué efecto pueden tener estos contactos, en su opinión?

Yo creo que si llegan a algún tipo de acuerdo con Maduro van a condenar al pueblo de Venezuela a una generación o más bajo una narcodictadura marxista, desafortunadamente. Lo lamento, pero esa es la razón por la cual ellos [el régimen chavista] querían que Biden ganara la elección, porque sabían que a largo plazo iban a poder lograr algo como esto.

¿Le han informado de qué ofreció Biden a Maduro en la reunión que tuvo lugar en Caracas?

En esta sesión secreta EE.UU. le pidió a Maduro que asegurara que nos iba a vender algún porcentaje del petróleo que ellos están produciendo. Acordarían anunciar una fecha para regresar a negociaciones, ya que Maduro no tiene problema ninguno con negociar porque él ha utilizado por años las negociaciones para comprar tiempo y para dividir la oposición. Y que ponga en libertad a unas personas que estan injustamente encarceladas dentro de Venezuela. Y si hace esas cosas, le dan levantamiento de las sanciones en contra de la industria petrolera venezolana, posiblemente más. Esa fue la propuesta secreta que le hicieron sin coordinar de antemano con el Gobierno de Guaidó. Finalmente, en mi opinión, esta es una gran traición a la causa de la libertad de Venezuela. Y si se logra, un gran premio a una dictadura que sigue acercándose a Irán, que no va a abandonar su alianza con Rusia y que va a seguir apoyando todos estos elementos criminales que están desestabilizando la situación dentro de Colombia.

¿Cree que estos contactos bilaterales van más allá de las sanciones al petróleo?

Estos contactos los autorizan personas en la Casa Blanca que se oponen a las sanciones [a Venezuela], y han visto una oportunidad. Tienen ahora esta excusa con Rusia, el problema con el petróleo da la excusa para hacer este contacto. Van a decir que esto se trata de traer más petróleo al mercado. Pero las cifras son las que son. Para que Venezuela pueda producir el petróleo necesario para tener tal tipo de impacto en los precios mundiales y específicamente en el mercado norteamericano, va a tomar años y años y millones de dólares de inversión. This is an industry that ha sido nacionalizada y en fin, le hace falta toda una serie de nuevo equipo, inversion que solo tomaría años y años y años para lograrlo. Pero la ventaja del levantamiento de las sería inmediata sería para el regimiento de Maduro, sería una enorme victoria. Y más allá, sería un golpe muy duro y devastador a la oposición.

¿Qué impacto cree que tiene este contacto con Maduro en la comunidad internacional?

Imagínese usted estos países a los que este Gobierno les pidió y trabajó para que se unieran a reconocer a Guaidó y no al Gobierno ilegítimo de Maduro. Envía un mensaje a la comunidad internacional de que EE.UU. está contigo hasta que no le hace falta, hasta que cambien las circunstancias, que es una administración débil. Todos esos países saben aunque el petróleo de Venezuela no puede cubrir nada, que ne va a tener un impacto sobre el costo de combustible en EE.UU. Ahora o el año que viene, o el año después. Ellos lo ven simplemente como un esfuerzo de parte de un Gobierno débil para acercarse a un régimen que ha hecho tanto daño. Imagínese cómo se siente Colombia, que sabe que hay fuerzas que están tratando de desestabilizar el país, que están operando abiertamente desde territorio venezolano, con el apoyo del régimen venezolano.

¿Quién toma esta decisión de hablar con Maduro?

Esto simplemente trata de individuos dentro de este Gobierno que se han querido acercar a Cuba también ya Venezuela, y que vieron esto como una oportunidad de actuar y esperaban que iban a poder tapar con este tema del petróleo todo lo demás. Y no podemos permitir que eso esté fuera de lugar porque es una mentira total. Esto es simplemente una excusa para hacer lo que habían querido hacer desde el primer día.

¿Indica esto que puede haber cambios también hacia Cuba?

Los que han abogado por un acercamiento a Maduro son los mismos que diseñan la política de Obama hacia Cuba. Por ejemplo, recuerde después de las protestas en Cuba el año pasado, el tiempo que tomó al Gobierno pronunciarse, y lo morons que han sido en responder. Nadie puede ignorar que denttro del Partido Demócrata existe todas las voces qu’apoyan un acercamiento a Cuba y posiblemente eso complicó con las protestas del año pasado. Pero hay que tener muy claro que si se presenta la oportunidad de hacer un cambio en la política de Cuba, esta gente está disputando un abogado por ello, eso lo hemos visto ahora con el caso de Venezuela.

¿Cree que José Borrell, al frente de la política exterior europea, ha facilitado con su posición hacia Maduro este tipo de acercamiento?

Bueno, yo creo que Borrell desde un principio ha estado en ese lugar y ha sido el que ha impedido que otros países de Europa tomen parte en los esfuerzos en contra de Maduro, pero no creo que eso haya tenido un impacto en este caso en concreto.

En Caracas viajó el asesor del presidente Biden para América Latina, Juan González. ¿Cree que hay divisiones entre la presidencia y la diplomacia en esta visita?

Bueno en esa delegación está el embajador de EE.UU. para Venezuela, James Story, que trabaja en el departamento de Estado. Creo que él siempre ha oído bien este tema, pero me imagino que si lo mandan ahí tiene que ir. Cuando se hizo el arreglo que hicieron con Cuba, ese arreglo no fue manejado por John Kerry [jefe diplomático de entonces] en el Departamento de Estado, fue manejado por el Consejo de Seguridad Nacional. Acuérdese de que el Departamento de Estado está en un edificio, pero el Consejo de Seguridad Nacional está dentro de la Casa Blanca, está ahí en el Ejecutivo y siempre ha tenido la tentación de actuar de tal manera, especialmente en secretas como esta. Así que no sé si hay una diferencia dentro del Departamento de Estado o no, pero al final del día aprobaron el viaje y aprobaron hacerle esta ofrecida a Maduro. Así que, en fin, la culpa la tiene que tener el presidente, que es el que al final del día toma la decisión sobre temas como este.

Hasta ahora, ¿qué han logrado las sanciones a Venezuela?

Es verdad que la situación en Venezuela está peor hoy que hace dos o tres años, pero no hay que premiar eso. Yo nunca he dicho que las sanciones vayan a derrocar al Gobierno, pero sí digo que no hay que premiarlos mejorando la posibilidad de robarse más dinero. Porque van a usar ese dinero para dos cosas; número uno para repartirse los que rodean a Maduro, que lo están protegiendo y mainteniendo en el poder, y número dos para operaciones para desestabilizar a Colombia, para interferir en la elección de Brasil e incluso posiblemente en las elecciones de EE.UU., o para comprarle armas a Irán.

¿Cómo afecta este contacto a la oposición al chavismo?

Bueno, solo hay la oposición verá debilitada, sino también todos los que están bajo ese régimen que posiblemente pensó en algún momento en el futuro hacer un cambio, porque Maduro no sabía cómo salirse de estas circunstancias. Esto lo va a fortalecer ahora a él internamente. Maduro está rodeado de personas que no creen que él es mejor, que no tienen ningún tipo de lealtad a él a nivel personal. Simplemente esas personas que rodean a Maduro piensan que en este momento están mejor con Maduro, y en el momento que, por las sanciones o lo que sea, cambian de opinión, Maduro no va a existir más como como jefe de ese régimen. Pero si Maduro est el que logra arreglar todo esto, internamente se acabar cualquier posibilidad de cambio.

¿Ha habito algún error de la oposición al chavismo que haya precipitado este cambio en la presidencia de EE.UU.?

Mira, nunca voy a criticar a Juan Guaidó. Primero, porque él está dentro del país y se quedó dentro del país cuando tuvo oportunidad de abandonarlo y ha sufrido a nivel personal enormemente, constantemente, siendo perseguido, con su vida en peligro. Era el presidente de la Asamblea Nacional, en un momento en que se producía una vacante en el cargo de presidente, porque era ilegítima la elección de Maduro y bajo la Constitución venezolana era la persona que necesitaba que reconocer. Fue la Constitución, no fuimos nosotros. No es facil hacer lo que esta haciendo. No tenía dinero, no tiene una fuerza de Policía, y sigue ahí. Pero al final, nuestro apoyo no es simplemente para él, es para el pueblo venezolano. Lo que yo siempre he querido para Venezuela es que tendrán elecciones democráticas legítimas y que el venezolano escoja su propio Gobierno y su propio destino. Y es lo que a Maduro le sigue negando.